domingo, 5 de septiembre de 2010

Entrega de alegaciones al proyecto de cantera

Foto: Noticas de Navarra. Con los nervios se nos olvidaron las fotos

1.600 personas respaldan las alegaciones en contra del proyecto de la cantera de Zilbeti


Solicitan que no se apruebe el PrSIS y alegan "que la actividad es, a todas luces, ilegal"


Las coordinadoras Monte Alduide y Erdiz Bizirik, de Baztan, han sido las promotoras de la masiva respuesta popular

Elena Urabayen – Para Noticias de Navarra Sábado, 4 de Septiembre de 2010 - Actualizado a las 04:13h.

Pamplona. Las coordinadoras opositoras al proyecto de la cantera de magnesitas de Zilbeti entregaron ayer en la consejería de Medio Ambiente más de 1.600 alegaciones personales en contra del proyecto. Esta masiva respuesta popular ha sido coordinada por el colectivo Monte Alduide y ha sido apoyado y respaldado en todo momento por Erdiz Bizirik, de Baztan. Estas coordinadoras y Zeobirlariz presentaron además sendas alegaciones más extensas y técnicas.

En la alegación tipo se solicita al Departamento de Vivienda y Ordenación del Territorio que proponga al Gobierno de Navarra la no aprobación del Proyecto Sectorial de Incidencia Supramunicipal (PSIS); al Departamento de Desarrollo Rural y Medio Ambiente que, en atención a las alegaciones, emita una declaración de Impacto Ambiental negativa; y al Gobierno de Navarra que no apruebe el PSIS para la implantación y puesta en explotación de una nueva cantera de magnesitas.

El proyecto prevé la construcción de una cantera de magnesitas a cielo abierto en el monte de Legua Acotada, en el Valle de Erro y dentro de la Zona Especial de Conservación "Monte Alduide" de la Red Natura 2000 (Espacios Protegidos Europeos) por lo que el impacto ambiental que causaría en la zona sería muy notorio. Se calcula una producción de 180.00 toneladas anuales por un periodo de 40,3 años y se estima que se necesitan 12 trabajadores pero la empresa no garantiza la creación de nuevos puestos sino la consolidación de los existentes en Zubiri.


Los opositores argumentan en las alegaciones que "no se puede justificar la consolidación de unos puestos de trabajo de futuro incierto, con la destrucción permanente e irreversible del territorio en el que se asienta". "No necesitamos este tipo de empresas ni empresarios, sino promotores imaginativos que sean capaces de generar riqueza a través del trabajo de sus gentes en proyectos de turismo rural, ganadería etc", apuntan. Además enumeran un listado de las disposiciones que conculca el proyecto de Magna con lo que argumentan que "el proyecto que se pretende hacer es a todas luces ilegal".



Juan Luis Martínez, miembro de Monte Alduide, afirmó que "si aprueban el PSIS, el Gobierno tiene el poder sobre los terrenos, y como está orientando todos sus apoyos a Magna, es muy importante pararlo. Lucharemos hasta el final y agotaremos todas las vías a nuestro alcance para parar esto que es un despropósito medioambiental".

Las alegaciones han sido recogidas en los pueblos afectados, así como en localidades de Baztan (de mano de Erdiz Bizirik), que ven como, si se crea un precedente en Zilbeti con la cantera, su valle podría ser el siguiente perjudicado. Además se han colocado stands en Pamplona en días puntuales.